Damasco

El jarabe es útil, y a la par, agradable. El emplasto de hojas secas se aplica, con éxito, en el abdomen, contra las lombrices de los niños, así como sobre las partes afectadas de ulceraciones, erupciones herpéticas, dolores locales. Como ya se ha dicho, las hojas, flores y almendras del albérchigo deben ser usadas con gran prudencia, sin exceder nunca la cantidad, puesto que contienen ácido cianhídrico que puede causar intoxicaciones mortales.

Etiquetas: , , ,

Deja un comentario