El trigo multivitamínico

También conocida como trigo verde o trigo salvaje, la espelta es un tipo de cereal de espiga aplanada, cuyos frutos están adheridos a la cascarilla y tienen un color tostado claro. Dado que se cultiva desde hace más de 7000 años, es reconocida como el trigo primigenio de la humanidad, a partir del cual se fueron desarrollando las otras variedades. Hoy en día se pueden encontrar dos tipos de espelta; de grano pequeño (Triticum monococcum) cultivada en zonas secas y montañosas, y de grano grande (Triticum spelta) adaptada a climas duros, húmedos y fríos. Además de tolerar condiciones climatológicas adversas, este cereal presenta ventajas para el cultivo ecológico, puesto que resiste muy bien las plagas y los parásitos de forma natural.

Si bien estuvo a punto de desaparecer porque tenía un bajo rendimiento productivo, sus múltiples beneficios, tanto nutricionales como para el medio ambiente, han revertido esa situación y, de un tiempo a esta parte, se observa un favorable crecimiento en su consumo, que parece ir más allá de una simple y pasajera moda. La producción más importante de espelta se da, sobre todo, en el norte y oeste de Francia, así como en los países del Este de Europa.

Etiquetas:

Deja un comentario