Archivo de la categoría ‘Ratania’

Ratania

Lunes, 19 de septiembre de 2011

Crece en los Andes peruanos y bolivianos en laderas arenosas y estériles; es un arbusto de 1 m. de alto, que suele tener ramas rastreras cubiertas de tomento. Sobre ellas se disponen las hojas ovaladas de 1 cm. de largo, que llevan en ambas caras un tomento blanco amarillento. En las axilas van las flores, con 4 pétalos verdes, que son rojos por el interior. El fruto es espinoso. Las raíces utilizadas proceden de ejemplares silvestres. Contiene diversos taninos, que se presentan en menor cantidad en el duramen, y en mayor en la corteza. El tanino glucosídico desaparece con el almacenamiento prolongado, al trasformarse en un colorante hidrosoluble. La raíz de ratania se emplea en las inflamaciones de la mucosa de la cavidad bucofaríngea, del estómago y del intestino, y en las diarreas de diverso tipo.

En medicina es frecuente el uso de la tintura, tanto interna como externamente. Entra a formar parte de diversos productos para la higiene local y se la mezcla principalmente con la tintura de mirra. Excepcionalmente, al ser aplicado sobre las mucosas, puede producir reacciones inflamatorias de tipo alérgico. No se debe usar más de dos semanas seguidas, si no es por explícita prescripción facultativa. Uso: Internamente, en decocción de 20 g/l, hervir 2 minutos: infundir durante 15 minutos, tres tazas al día. Extracto fluido (1:1), 20-40 gotas, una a tres veces al día. Tintura (1:10), 50-100 gotas, una a tres veces al día. Jarabe (5% de extracto fluido), 10 a 60 g/día. Extracto seco (5:1), 0,50 a 1 g/día. Supositorios: 1 g de extracto para un supositorio de 2 g. Uno a tres al día.