La batata en el ámbito culinario

En la cocina, la batata ofrece múltiples aplicaciones: puede prepararse en forma de puré, frita o asada. Además, resulta útil para acompañar pastas, guisos o recetas dulces como postres, pasteles, mermeladas, flanes, etcétera, ya que su gusto se asemeja al de las castañas. Las hojas de esta hortaliza se cocinan y se utilizan como verduras; pues poseen un sabor similar al de las espinacas.
A la hora de comprar y conservar esta hortaliza, es necesario tener en cuenta lo siguiente:
• La piel de la batata debe ser firme y suave.
• No es conveniente elegir aquellas que tengan manchas, golpes o consistencia blanda.
• Se la debe conservar en un lugar aireado, seco, fresco y oscuro. Si se mantie’ nen estas condiciones, es posible reservarla entre siete y diez días.

Etiquetas:

Deja un comentario